Seguidores

22 abril 2017

TRAIL RUNNING CRUZ DE MONTCABRER

16-04-2017

El entrenamiento  forma parte de mi plan de trabajo, con el fin de preparar bien algunos de los compromisos que tengo pendientes, como es la Vallalta Trail o la  Buriac Ataca.
Para ello escogí un paisaje especialmente bello al lado de casa la comarca del Maresme, en la Serralada del Litoral.

Arranca el día despejado, empiezo el itinerario en las inmediaciones Isla Fantasia a un ritmo tranquilo, yo necesito siempre un tiempo para adaptarme y que mis rodillas se calienten, ya que la Vila Trail me dio muchos problemas.

Voy con dirección al polígono de Vilasar de Mar, pasado este dirección a Mataro y llegado al puente que cruza la autopista por donde subo por la C/ de la Mina hasta el final del asfaltado, mi objetivo es buscar el sendero para subir al Montcabrer, la montaña emblemática de población y mirador privilegiado por su proximidad al mar.

Llegado a una pequeña caseta giro a la derecha, por un sendero que pasa por otra caseta en ruinas y mas adelante por los restos de una caravana, sigo con dirección al pinar que hay de frente donde una vez atravesada la valla me encuentro con los restos de lo que fue un monolito , siguiendo por su parte trasera se sale a un transformador de la luz. Continuo hasta llegar a una antigua cantera,  para posteriormente salir a un depósito de agua el cual bordeo buscando el sendero que me tiene que llevar por la ladera sur hasta la cruz.Estos primeros kilómetros son fáciles hasta que me encuentro con la subida mas fuerte, la cual procuro hacerla lo mejor posible mientras se empieza a acumular altura hasta llegar:

 A la cima la Cruz de Montcabrer (311 m), hago una pequeña parada para observar desde este mirador privilegiado de la comarca del Maresme las vistas que abarca Barcelona, el Montnegre y el Montseny.  Sigo por el sendero hacia los repetidores de televisión y el Turo de l´infern. de 324 m de altitud. Poste indicativo PR donde nos indica la dirección hacia al desvío que nos sube al Turó de l’Infern, siguiendo las indicaciones y de vuelta nuevamente en el sendero continuo por el, hasta la entrada del Parque de la Cordillera Litoral, pista Carre Font de Cabrera.


Girando hacia la izquierda y atravesando  la urbanización adyacente al pueblo salgo al cementerio y seguidamente al  Castillo de Can Jaumar, antigua masía Can Rafart,  y  plaza de la Iglesia.


Cruzo la carretera BV-5022 de Vilassar de Mar en Cabrils para salir al campo de fútbol de Vilasar, ya desde aquí por camino de tierra y asfalto tengo que ir hacia el puerto deportivo de Premia para dar como finalizado este día, al final 14,2 km y un tiempo en movimiento de 1:48:12.

ENLACE DE LA RUTA

https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=17369992

05 abril 2017

VILATRAIL 2017


Otra carrera de montaña de 21,5 km y 2.500 m de desniveles acumulados que discurre  un 95% por senderos/pistas o caminos a través de los bosques y laderas de la Serra de Marina  “La Vilatrail 2017”

A las 9 se daba la salida de la quinta  edición de esta gran cursa. Como siempre salgo a mi ritmo,  a sabiendas que  hasta llegar a San Mateo es todo   pendiente, las sensaciones eran buenas y el cuerpo respondía bien, el tiempo iba compaginado con el realizado durante el entrenamiento.

Disfrutando de pleno del recorrido y sin darme apenas  cuenta había llegado al km 4,2  primer avituallamiento, todavía quedaba subida para llegar a Sant Mateo transcurrido este trecho hasta la ermita  hay una pequeña bajada y un segundo avituallamiento Km. 8,5 en la fuente de Sant Mateo, donde se baja para luego remontar nuevamente hasta salir a la parte trasera de la antigua masia Can Riera, el sendero transcurre ahora por la parte norte de la Serralada. Toda esta vertiente y senderos los cuales me iba encontrando a mi paso  eran preciosos, y más aún cuando encontrabas algunos tramos en los que me parecía estar adentrándome a través de una  auténtica selva, teniendo mucho cuidado en cada zancada porque podía ser posible introducir el pie en el barro o tener un resbalón, (se notaba la lluvia caída el día anterior).


Tramo a tramo iba desarrollándose todo perfectamente, cumpliendo mi promedio para llegar  a la meta en el tiempo que tenía previsto sobre las 3 horas y 15 minutos.
Casi siempre y trascurriendo unos cuentos kilómetros  los grupos se van formado adelantándonos unos a otros pero al final siempre ves las misma caras y así van transcurriendo los kilómetros bajando y subiendo por las trialeras lo mejor posible.

Km 12,5 tercer avituallamiento, que por cierto muy bien todos ellos dos líquidos sólidos y otros dos con agua para todos, aquarius y plátanos, naranjas, frutos secos y barritas energéticas, sigo bien iba más o menos entero.

Llegado al km 15 veo como el grupo que tengo delante cada vez se va distanciando más , percibo las primeras sensaciones de que  iba un poco pesado de piernas sobre todo en las subidas , a cada metro que yo avanzaba me iba quedando mas solo, algo tenía que estar pasándome, y así era. La rodilla derecha me estaba empezando a molestar, renqueando y corriendo más despacio, sintiendo que el dolor se me hacía  cada vez más intenso, solo pensaba en ver algún tramo de pista para darle un poco de tregua a la rodilla. Iba solo en mi penoso recorrido y un poco hundido  moralmente, solamente me animaba a seguir adelante cuando me encontraba con algún voluntario que jaleaba a tu paso con sus voces de “ Aliento” dándote ánimo en todo momento…….  muchas gracias a todo ellos.

Km 17…. No quería mirar el reloj porque pensaba que tampoco iba tan bien como quería y ya no entraría en meta con el tiempo que tenía previsto. Sabiendo a lo que me enfrentaba en estos últimos kilómetros, me puse tanta expectativa que pude soportar el dolor.
Solo me quedaba ir sin presión pues ahora el dolor se iba hacia las nalgas y muslo posterior,  solo me restaba guardar algo de corazón para el último kilómetro.
Queda ya la última subida, entre resoplo y con las manos sobre la rodilla avanzo poco a poco hasta pasar por el cartel informativo de la Cova de la Granota y desde aquí hasta atravesar la pista del Cami de la Carena ya todo es bajada, y a pesar de las molestias que sentía, saqué el orgullo y tiré de coco para poder superar los 2,5 km que me quedaban ¡no me voy a rajar ahora!

Ultimo kilómetro se acabaron los caminos de tierra, entrando por la riera a la zona asfaltada, no sé de donde saque fuerzas…había que llegar al final así que corrí con todas mis ganas, llegue extenuado hasta las inmediaciones de la meta donde todavía quedaban unos 100 metros de subida, pero un orgullo y una alegría permanente me emocionaba al ver el arco de llegada…. ¡lo hice!  
Termine por segundo año  lo soñado los 21,5 kilómetros de la Vilatrail 2017 y a pesar de haber sufrido “de lo lindo” este precioso momento no lo cambio por nada en el mundo, el tiempo al final no me importo fueron 3 h 54 minutos.  


Ya solo me quedaba recuperarme de la rodilla. Y felicitar a la organización, un circuito muy completo con subidas para poner a prueba las fuerzas de cada uno, tramos técnicos de bajada para disfrutar, y todo esto bien dirigido por los voluntarios  repartido por el itinerario del evento.