Seguidores

01 noviembre 2020

PINEDA-CASTELL DE MONTPALAU-FONT DEL FERRO-PINEDA.

 Caminar por el Maresme, siempre es muy agradable, el domingo 25/10/2020 la ruta transcurre por el termino de Pineda de Mar

Nuestra ruta recomendada de hoy es una breve ruta de unos 13 km, de nivel fácil que  permite disfrutar de las suaves montañas que forman el relieve litoral, donde se combinan tramos de asfalto (fundamentalmente los de la población) con pista  forestales, así como senderos y que tiene en la cima del Montpalau el punto culminante.

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA

Desde la estación de Pineda de Mar  nos adentramos en el pueblo por la Av.Ntra.Sra de Montesrrat, hasta la rotonda de la N-II. Cruzando la carretera por el paso inferior, seguimos a la derecha por el Passeig d´Hurtsavinya para coger al final de la misma por el Carrer Extremadura. Por donde nos dirigimos a nuestro punto de inicio de la ruta de las ermitas que solo seguiremos en parte (Poste indicador). Por  una pista ancha seguiremos en la misma dirección ascendente, dejando de lado las bifurcaciones secundarias que encontraremos y que nos llevó a la:

Ermita de Sant Jaume.- Pequeño edificio de siglo XIX. En el 1936 fue quemada y restaurada en 1942. Al costado la masía del mismo nombre (Propiedad Privada).

Desde este punto seguimos el SL-C-101, señalizado mediante unas marcas características consistentes en una raya blanca sobre otra verde, cruzada la autopista por un túnel, seguimos  hasta llegar a la explanada de Can Martorell  y a pie del Cerro de Montpalau encontramos el segundo punto de interés de esta ruta:

Ermita Sant Rafael: Construcción de 1908 de estilo románico. En 2012 fue saqueada, desde entonces su estado de abandono, cada vez más evidente debido al  vandalismo. La última restauración es del 2013. Con cierto sabor agridulce abandonamos el lugar.

Después de una fuerte, pero relativa y corta subida, llegamos al Coll dels Altars (192 m), un importante cruce de caminos y pistas, con poste informativo de la ruta y ubicación de un depósito de agua contra incendios.

En este punto nace un sendero señalizado que da acceso a la cima del Montpalau (267 m) donde se ubica el Castell de Montpalau, construcción del siglo XV, gran parte del castillo está en ruinas, cabe destacar el muro y una abertura con vistas al mar. Se encuentra ubicado sobre un primitivo poblado ibérico. Fuera del recinto también están las ruinas de la antigua capilla del castillo dedicada a San Miguel (S-XII). Las panorámica es excelente.

Visitado el mismo volvemos al  Coll dels Altars, en esta ocasión seguimos las señales del PR-C-146, que nos llevan hasta la riere de Pineda, donde se encuentra el horno de cal de Can Marqués (posiblemente construido entre los siglos XI - XIV) y reconstruido en el 2009. A escasos metros está el restaurado molino harinero de Can Marqués, construcción del siglo XIV, detrás del mismo se sitúa la balsa que recoge el agua a través de una canalización.

Seguimos un poco más y llegamos al bonito lugar de la Font de Ferro (Una mina de agua ferruginosa bien conocida en la comarca), a pocos metros hay una arcada romana siglos II-III), que era un pequeño acueducto que superaba el desnivel del arroyo y que transportaba el agua desde Can Bufi hasta el lacus de la vila romana de Can Roig.

Cruzado el puente de madera seguimos hacia Pineda, por un sendero típico mediterráneo que se ira alternando a lo largo de este tramo entre pinos, chumberas, algarrobos, etc. Cruzamos nuevamente la autopista pero esta vez por debajo del viaducto, dejando entrever la antigua cantera de Montpalau. El sendero desemboca en las primeras casas de las afuera de Pineda, entramos en una zona diferente, el bosque da paso bajando por la C/ Romero de Torres, a campos de cultivos, donde podemos observar los diferentes sembrados de verduras y hortalizas que han dado fama a la huerta del Maresme. Continuando en el sentido descendente rebasamos el instituto de pineda y la plaza Catsals

En la entrada a Pineda, podemos ver el campanario de la iglesia barroca de Santa María donde está la inscripción de lo que sucedió en 1545, con el saqueo del corsario Dragut, por las calles de Pineda.

Y así llegamos al final de la ruta, siguiendo el carre de l´Esglesia, llegamos a la estación Renfe Pineda, final de la ruta.



03 octubre 2020

Argentona, Pi de Can Riudameia, Orrius, Can Raimí

En esta ocasión el itinerario de la pasada semana 27-09-2020, transcurre desde la localidad de Argentona y la complementaremos con el término de Orrius, situadas estas localidades en la Comarca del Maresme. La ruta permite conocer una de las zonas de la Serralada Litoral, en la provincia de Barcelona. Con un gran valor paisajístico, donde los pinares y los encinares son las dos formaciones vegetales predominantes y el conjunto de brezos, jaras, retamas, romeros, coscojas y aulagas forman un sotobosque de gran belleza natural. Argentona cuenta con unos del museo más sorprendente de Catalunya, con una colección inédita y popular de botijos tanto españoles como internacionales formada por más de cuatro mil ejemplares. A su vez cuenta con una catalogación en su término municipal al parecer de más de 200 fuentes.

 Muchas son las rutas que se ofrecen por la zona, pero nos vamos a centrar en esta. El punto de inicio lo encontramos en Argentona una vez estacionados los vehículos en las inmediaciones de la Deixalleria Argentona ubicada en el polígono industrial Norte. Se continúa por ella dirección norte, pasando junto a la masía Can Matabens, poco después por debajo del viaducto de la C-60 (Poste indicador), e instalaciones del Gas Natural, hasta llegar al cruce con la carretera BV-5106 la que cruzamos con precaución, dejando a mano izquierda el indicador hacia Les Ginesteres, a mano derecha hay una bajada que desemboca en una riera, (encontramos un panel en el que se pueden consultar las rutas que podemos realizar), seguimos por ella  un poco más adelante la  abandonamos, por una rampa hacia la derecha, llegando a continuación a una de las entrada de la:

 Masia Bell Recó (1940 - 1950). -Es por su ubicación, por la belleza de sus jardines y por su declarado valor artístico, una de las más señoriales mansiones de Cataluña.

Continuando por este camino empieza la parte ascendente de la ruta, un camino amplio y agradable que poco a poco va ascendiendo sin ninguna dificultad (excepto un par de rampas), el bosque por el que andamos a ambos lado del camino es de pinos, encinas y robles. Dejamos al margen izquierdo de la pista y alzada en la colina la masía Can Boringues.

  Llegando a las inmediaciones del Pi de Can Riodamenia, a nuestra derecha y entre la montaña se puede ver la cantera. Abandonamos la pista principal que se dirige hacia Orrios, optando por otra hacia la izquierda, que al principio tiene fuerte subida.

 El camino sigue ascendiendo por un pequeño margen y se mete dentro del bosque de vegetación, tramo este muy complicado pues al carecer de señales puede uno  confundirse de ruta, nosotros vamos avanzando bajo la vertiente del Turo d´Aquenca. Continuamos camino primero de subida y después de plano, en el momento que iniciamos la bajada contemplamos algunas vistas de la:

 Población de Orrius.- Aparece citada por primera vez como Vila de Orreos en documentos de 974. Este topónimo, que tiene su origen en latín, significa graneros. Formó parte de los territorios de los señores del castillo de Burriac hasta que en 1357 el rey Pedro IV de Aragón concedió la jurisdicción del lugar a los señores de la Roca del Vallés.

A la salida del bosque cruzamos una calle y seguimos de frente, descendiendo por unas escaleras encontramos la carretera BV-5106, la que atravesamos para seguir por la C/ del Mirador con dirección al cementerio. Una vez pasada la fachada principal del cementerio, se toma a la izquierda un corto sendero que comunica con otra pista, cogiéndola a la derecha en dirección a la casa de colonias de Ca l'Altafulla, que dejaremos a nuestra izquierda. Continuamos dirección al Pla d´en Sagasta/Can Manyana, no llegamos a esta última pues nos tenemos que desviar por un nuevo camino sin señalizar a la izquierda, hacia la urbanización Can Raimi.

En esta urbanización se coge la calle Passeig 2, donde se halla una mina del S.XVI que forma la fuente del mismo nombre y un poco más abajo el restaurante también homónimo. El asfalto da paso a la riera de Clará, seguimos por ella hasta salir  al cementerio de Argentona con la carretera C1415c.

Solo queda cruzarla y salir nuevamente al polígono industrial donde después de avanzar unos metros se sale a la calle donde dejamos los vehículos estacionados, dando así finalizada esta ruta de unos 12 km con un recorrido de fácil realización y con desniveles suaves